De un hijo de analfabeta a el ilustrado Don Miguel Boyer

Ilustrado señor Don Miguel Boyer, mi madre es analfabeta, triste condición de una España no muy lejana que muchos parecen haber olvidado. Esa señora que sabe poco más que escribir su firma, empezó a trabajar con tan sólo nueve años para ayudar a alimentar a una familia de nueve hermanos. Desde entonces y hasta el día de hoy, que ha necesitado de la jubilación anticipada por el daño que una vida de trabajo ha causado en su pequeño cuerpo, no ha parado ni un sólo día de trabajar.

Los analfabetos, como ustedes los ilustrados políticos, se enamoran, y así lo hizo mi madre, pero lo más exótico que pudo encontrar en esa España que algunos sólo pudieron contemplar desde el exilio o la emigración, fue un albañil que apenas sabia leer y escribir. Sin embargo su condición no les impidió casarse y tener tres hijos. Tuvo que limpiar su casa y las de muchas personas para poder completar apenas un misero sueldo junto con el de mi padre. Trabajar y hacer mil malabarismos, no sólo para sostener económicamente la familia, sino para darnos a nosotros una educación y poder estar en casa cuando regresábamos del colegio. En una España de emigrantes, tuve que sentir su marcha cada temporada con dolor y resignación, pero consiguió que nunca nos faltara a mis hermanas y a mi lo más básico, algo de lo que ella si careció en su niñez.

Esta España de hoy debe mucho más a personas como mi madre o mi padre, que a todos los ilustrados políticos que han pasado por el poder, pobrecitos todos, con un salario tan bajo. A ellos les debo la poca educación que tengo, pese a que comparada con la suya debo ser un total ignorante. Pero gracias al esfuerzo y el denodado trabajo de una analfabeta puedo estar hoy aquí escribiendo estas líneas y asombrándome de que un personaje tan ilustrado como usted pueda decir tales palabras. Viendo lo que ha corrido y corre por nuestro panorama político, creo que estaríamos más seguros en manos de analfabetos. Total, creo que peor no lo podrían hacer. Porque si hay algo que no te dan las carreras universitarias ni lo alto que pueda uno llegar en la vida, es educación, no me refiero a la intelectual sino a la moral, a esa de la que carecen tantos políticos, la camarilla de sujeta velas que viven de ellos y, tras leer sus palabras, usted mismo. Si la clase política necesita de sueldos altos para serlo y trabajar por su país, que cojan todos las maletas y se vayan al sector privado. España y los españoles que viven de un salario pésimo, si es que tienen la fortuna de estar trabajando, ya han tenido que soportar bastante de sus nefastas gestiones. Si la política y los políticos son tan buenos como lo sean sus salarios, quizás sea hora de prescindir de ellos y buscar personas que realmente quieran aportar más de lo que se quieran llevar. Para ustedes el pueblo español no es nada, tan sólo cifras en una estadística de intención de voto, una variable más en el sistema partidocrático, del cual viven. Con la transición todos parecen haber olvidado quien es el pueblo, y sean de derechas, de izquierda o del puñetero centro por el que todos se pelean, no son más que señores y señoras bien vestidos que piden nuestro voto prometiendo luchar por nosotros, aunque al final acaban haciéndolo por el capital, que es en definitiva quien realmente sustenta el poder en el mundo.

Dé gracias porque tuvo la enorme suerte de haber podido estudiar en aquella España y tenga un mínimo de respeto a tantos analfabetos, que trabajaron y murieron, sin más ideología política que la de comer ese día y sin más aspiración que no ver a sus hijos como ellos se vieron. Estoy harto de personajes y políticos que no hacen más que echarse flores por haber luchado contra una dictadura y haber hecho una transición pacifica, pero no se engañe ilustrado Don Miguel Boyer, ustedes no hicieron más que salir en la foto y llevarse la fama, la verdadera transición la hizo y aun la esta haciendo, el pueblo, pese al intento de los políticos de tenernos separados y enfrentados.
Miguel Boyer ha pedido que no recorten más los salarios de los altos cargos de la administración, porque «si siguen bajando o se mantienen, pronto sólo llegarán los analfabetos a la dirección del Gobierno».

14 comentarios:

Anónimo

Touché, que por si no lo sabe el sañor Boyer, significa "tocado"....menuda tontería tiene en lo harto ese tío...y otros...

saludos mon amí, que en francés significa "amigo mío",

r.

lenore

Eko tienes razón , el pueblo, la gente que día a día lucha por sus sueños y por el futuro de sus hijos, ellos son los verdaderos heroes en cada país. Los politicos son solo un espejismo, de lo mucho que prometen hacer por el pueblo.

Un abrazo amigo.

eko

Muchas Gracias r. por la mención en tu blog.

Saludos amigo

eko

Hola Lenore.

No hay país sin pueblo, y los políticos como parte de ese pueblo es lo primero que olvidan. Tristes marionetas, bufones del capitalismo, lamentable trabajo para el que siendo político solo piensa en llegar al poder o no perderlo.

Un abrazo amiga.

Javier

Sólo te puedo decir dos cosas: "más razón que un santo" y que veo reflejada mi familia en tu post.
Mis padres dicen que fueron al colegio "una tarde por la mañana". Llevaban ovejas desde los 9 años... y estoy muy orgulloso de los padres que tengo.

Un abrazo

eko

Hola Javier

Entre las ovejas de mi abuelo, que fue pastor, se crió mi padre y yo pase los primeros años de mi vida. No sentir orgullo por ellos y por la gente que fueron como ellos, es imposible, y desde luego de no bien nacidos.

Muy bueno eso de que fueron al colegio "una tarde por la mañana", ¡genial!

Un abrazo

Felipe

Eko,leyendo tu entrada me ha entrada una pequeña congoja(es muy cierto)porque lo que dices cala en lo más profundo del corazón.

Mi padre-ahora tiene 91 años-una vez terminada la contienda civil fue encarcelado simplemente por su pensamiento político a la edad de 17 años.Cuando salió de la cárcel sólo le esperó trabajar como albañil.Mi madre,fallecida ya,era también anafalbeta.No sabía leer ni escribir pero era tremendamente activa y trabajó muchísimo para sacar a sus dos hijos adelante.

Mi hermano y yo tuvimos la inmensa suerte de que gracias al esfuerzo de mis padres pudimos estudiar con beca que no podiamos perder.

Hoy me siento muy orgulloso de mis padres por su cariño,su dedicación y esfuerzo que dedicaron para sacar adelante a su familia.

Hoy puedo escribir aquí porque el manco,mi padre,y la analfabeta,mi madre,tuvieron el coraje y la valentía de querer que sus hijos,al menos,supieran leer y escribir.

A los que permanecieron atrincherados confortablemente no les debemos nada, y a su insolencia se responde con absoluto desprecio.

Un fuerte abrazo mi querido amigo

eko

Hola Felipe.

Tu historia lo dice todo, poco falta añadir, salvo que convendría a muchos lavarse la boca antes de hablar de los analfabetos con desprecio.

Un abrazo, amigo.

Tracio

Hola Eko. Tienes razón en que la gente se está olvidando de lo que era España y del esfuerzo que tuvo que hacer mucha gente para llegar hasta donde estamos. Un esfuerzo que se hizo muchas veces contra la voluntad de los poderosos, que creían que un pueblo ignorante sería más fácil de gobernar. Ojalá muchos "ilustrados" alcaldes, ministros, empresarios y demás tuviesen la mitad de honradez y ganas de trabajar que aquellas personas que no tuvieron acceso a una educación. Mejor nos iría.

eko

Hola Tracio.

La historia recuerda nombres y fechas de gente importante para los países o el mundo, pero olvida a las personas que sólo buscaban poder vivir en paz, tener que comer y cuidar de su familia. Sin ideas políticas, sin convicciones ciegas que llevan al mundo a guerras y desastres, sin poco más que las ganas de vivir en paz y tranquilos, son de verdad quien se merecen los homenajes y permanecer en el recuerdo.

Saludos

xurxo

El pez por la boca muere, y los peces gordos también:)


Saludillos

eko

Me parece que hay demasiados peces para un charco tan pequeño.

Muchas gracias Xurxo por tu comentario. Saludos

Lao

Tenés mucha razón. No se trata de saber leer o escribir. Estos son dones que nos dan mas responsabilidades y no derechos o privilegios de decidir facilmente sobrre la vida de los demás. Muchos saludos, gracias por este escrito.

eko

Hola Lao.

Los que no tuvieron la suerte ni la oportunidad de recibir una educación merecen tanto respeto como el más intelectual. Hoy en día que es más fácil acceder y recibir una educación, existen más "analfabetos" que nunca.

Muchas gracias a ti por enriquecer este blog con tus palabras. Saludos

Los comentarios nacen de la reflexión, ejercicio este muy recomendado. Hazlo con educación y sus efectos serán mas gratificantes.